SUPERCUIDADORES: la profesionalización de la figura del cuidador

Publicado en Salud, Servicios asistenciales el 7 octubre, 2020

Entrevistamos a Aurelio López-Barajas de la Puerta, CEO y socio fundador de SUPERCUIDADORES, la “Universidad de los Cuidadores” que tiene como objetivo profesionalizar la figura del cuidador y mejorar la vida de las personas mayores o dependientes.

SUPERCUIDADORES, la empresa líder en formación sociosanitaria online, nace en febrero de 2014 con el respaldo de la UNIR, la Universidad Internacional de la Rioja, para cubrir una necesidad social: la atención, formación y asesoramiento a los cuidadores familiares y profesionales de personas mayores, personas que sufren algún tipo de enfermedad o que se encuentran en situación de discapacidad y/o dependencia. 

SUPERCUIDADORES también proporciona cuidadores profesionales a las familias e instituciones, y se preocupa de ayudar a la empleabilidad de los cuidadores a los que forma, mediante la gestión de su bolsa de empleo. Ofrece servicios personalizados a empresas, asociaciones, instituciones y todo tipo de colectivos.

El sector de los cuidadores y personal sociosanitario es vital para el normal funcionamiento y bienestar de una sociedad. ¿Por qué es necesario profesionalizar y dignificar la figura de estos cuidadores y por qué ahora empieza a ser necesario contar con una certificación de profesionalidad oficial para desempeñar estas funciones?

El objetivo principal de SUPERCUIDADORES es profesionalizar y dignificar la figura del cuidador para mejorar la vida de las personas mayores o dependientes. Mediante la formación se consigue profesionalizar al sector, y la profesionalización es básica para que se considere y dignifique la importante labor que realizan los trabajadores del mundo de los cuidados. La formación es imprescindible para profesionalizar cualquier trabajo, y la garantía de prestar un servicio de calidad es que dicho servicio sea impartido por un profesional.

En el sector de los cuidados a personas mayores o dependientes, la Administración del Estado creó por Real Decreto en 2008 los denominados certificados de profesionalidad en atención sociosanitaria a personas dependientes, tanto en instituciones sociales (SSCS0208) como en domicilios (SSCS0108), siendo esta titulación o equivalente la obligatoria por Ley. Desde 2008 se ha estado dando tiempo al sector para que sus trabajadores adquirieran esta formación. Las resoluciones de la Secretaría de Estado de Servicios Sociales de 7 de octubre de 2015 y de 11 de diciembre de 2017 expresan la obligatoriedad de disponer de la acreditación oficial para empezar a trabajar en el sector, así como de obtenerla antes de finales de 2022 para las personas que ya estaban trabajando en el sector y que cumplían unas determinadas características.

¿Qué competencias profesionales debe reunir la persona que quiere desarrollar su actividad laboral en el ámbito de los cuidados y la atención de personas mayores y dependientes?

Para poder cursar el certificado de profesionalidad en atención sociosanitaria a personas dependientes se requiere estar en posesión del título de la Educación Secundaria Obligatoria (ESO), formación equivalente o haber estudiado hasta los 16 años aproximadamente.

La competencia general viene definida en la descripción del propio certificado de profesionalidad, que al ser oficial viene descrita en la ficha de los reales decretos: “atender a personas dependientes en el ámbito sociosanitario en la institución o domicilio donde se desarrolle su actuación, aplicando las estrategias diseñadas por el equipo interdisciplinar competente y los procedimientos para mantener y mejorar su autonomía personal y sus relaciones sociales”.

¿Cuáles son las ventajas de la formación online o teleformación?

La teleformación es la mejor opción para las personas que están trabajando, ya que permite conciliar mejor las obligaciones laborales, familiares y personales. El 90% de esta formación se puede realizar de manera online, desde cualquier dispositivo que tenga conexión a internet, y el 10% restante es formación presencial, para la realización de tutorías (para verificar que la formación online se ha asimilado correctamente) y de los exámenes, que requieren la presencia del alumno para acreditar su identidad.

Actualmente, la formación online es la de mayor crecimiento, ya que su metodología garantiza la calidad de la misma y tiene muchas ventajas: es más económica, no requiere desplazamientos, está disponible las 24 horas, estudias a tu ritmo y tienes el apoyo constante de un profesor-tutor que te acompaña durante todo el período de aprendizaje.

SUPERCUIDADORES, formación sociosanitaria online

¿Cuáles son las características principales de esta formación?

Es una formación que requiere entre 450 (certificado de instituciones) y 600 (certificado de domicilios) horas de formación, incluyendo entre 80 y 120 horas de prácticas no remuneradas, respectivamente. Se puede realizar en un periodo de entre 5 y 7 meses, teniendo empleo asegurado prácticamente para toda la vida, debido a la alta demanda de estos profesionales sociosanitarios. Esto es consecuencia de la mayor dependencia que debemos afrontar y de la necesidad de cuidados de un mayor número de población para realizar las actividades básicas de la vida diaria.

¿Las actitudes son igual de importantes que las aptitudes?

Efectivamente para cuidar bien hace falta aptitud, es decir, tener los conocimientos y capacidades para saber cuidar, lo que se denominan “hard skills”; y actitud, disponer de los comportamientos adecuados “soft skills” para empatizar y comunicarse con el dependiente de una manera óptima. En mi opinión, es tan importante la aptitud como la actitud para ser un cuidador profesional y poder ofrecer una atención y servicios de calidad a la persona mayor o dependiente.

¿Por qué es importante para los usuarios de servicios asistenciales recibir cuidados de profesionales que cuenten con una certificación oficial?

Teóricamente y en la práctica, es la garantía de recibir una atención de calidad, ya que la certificación del trabajador es la que lo cualifica para poder prestar dichos servicios asistenciales de una manera adecuada, basada en la experiencia y evidencia científica.

¿Deberán solicitar los propios usuarios estos certificados a los profesionales que los atienden?

Efectivamente, cualquier usuario que reciba los servicios de cuidados por una empresa o institución puede exigir que el personal que presta dichos servicios esté acreditado profesionalmente para impartirlos. Por esta razón, todos los gerocultores/as que trabajan en las residencias de mayores o cualquier otra institución social, así como los auxiliares de ayuda a domicilio que prestan sus servicios en las empresas privadas o instituciones públicas de Servicios de Atención Domiciliaria (SAD), deben estar en posesión del certificado oficial de profesionalidad en atención sociosanitaria a personas dependientes o titulación equivalente.

Información de contacto:
915 674 472 // [email protected]

#Formateencasa
SUPERCUIDADORES te cuida

 

Imágenes: SUPERCUIDADORES.

 

¿Eres el responsable de un centro asistencial?

Crea una cuenta para publicar todos tus datos

Servicios para centros